Escribir es una cadencia impetuosa que termina en una sensación armónica y desmedida. Es el Guissepe Verdi de Callas con vino y noches de insomnio. Escribir es tener sexo escuchando "All the things you are" de Ella Fitzgeralg. Escribir es saborear la angustia Socrática de no saber.


DETALLES CUADRICULADOS DE PICASSO


Hoy que poso mi mano en tu rodilla
Picasso.
y te llamo por tu nombre 
y ya no hay máscaras que te oculten
y me despierto en los resquicios de otra piel
y te regalo un libro pensado
en tu oficina de Los Chaguaramos
y comemos ostras vivas con vino blanco y limón
y lloramos como dos pájaros asustados con las secuelas del insomnio

sin amarnos tanto
sin desearnos tanto
EN ISLAS DE PAPEL MACHÉ AZUL VERDOSAS 
donde los cuerpos son solo un SUEÑO DE CRUSOE 

Hoy que TE BESO EN LOS LABIOS
con la VEHEMENCIA LITERARIA de un adolescente –aprendiz de Cortázar y sus cronopios-
y conoces los secretos de mi clítoris

y el regodeo de mi angustia en las librerías

Picasso.
y el resabio de mi dolor al pintar la silueta de tu voz cansada

sobre mis senos


Hoy que te leo
como a un libro preferido y robado

y ya nada puede salvarnos
de este consumo oprobioso del apetito
esta avidez de la memoria que recrudece
con El Leviatán, las Decantaciones Kantianas y El Tratado del Gobierno Civil
arrojados como una tesis loca
sobre el deseo

o es mi angustia de no verte
que me expulsa hacia una soledad empecinada y bruta

Hoy que pongo mi mano en sobre tu rodilla
y tal vez escuchamos a “Tacea la notte placida” de Callas
y los manicomios se quedan en silencio en la noche oscura
y comemos pizza 

Hoy que te toco
como a un saxo desmedido
y las rocas golpean el mar
y yo golpeo tu vientre       apenas
                      nos besamos 
y en la ciudad que se nos cae
lentamente
Pastel sobre papel de hilo.  A. D.
como un orgasmo 
                      absurdo
entre consignas de Chávez
y una banderita ondeando

te toco y sorteo la vida.

Adriana Duré.


Entradas populares de este blog

ARIADNA LA MINOTAURO y su laberinto:

3 MANERAS DE HACERTE EL AMOR: "Mientras me inclino para besarte sé que vivo dos veces la vez de esta noche tibia de otoño en la que te acaricio con las manos con los dedos con el pensamiento y con la voz y la sobrevida de tu memoria donde nos amamos más allá del tiempo en medio de la ciudad iluminada y silenciosa que no duerme porque estamos en vigilia vigilia del goce vigilia de amor." Cristina P. R.

POST POÉTICA: Siempre y cuando no se ignore la realidad, puede justificarse la huida del mundo en épocas oscuras de impotencia. Hannah Arendt.